Es Comunicadora Social, emprendedora y líder de una de las agencias más importantes del país, Ennova, además de otros tres proyectos. Actualmente es la creadora de la Fundación Conexión Bienestar, un proyecto enorme que busca mejorar la vida de las personas.

GO: Háblanos de Conexión Bienestar

Carolina Angarita: Se llama conexión bienestar porque su objetivo  es conectar  el conocimiento con la gente para que la gente viva mejor. Darle herramientas de conocimiento a las personas para que transformen su vida en lo físico, emocional y en su conexión con su interioridad.

GO: ¿De dónde nace la idea?

C.A: Esta historia arranca hace dos años y medio. Estaba firmando un contrato muy importante para mi jefe. Estaba muy feliz porque había sido una negociación muy exitosa. Cuando ya me faltaba solo una página por firmar, me llama mi padre (quien nunca me llamaba en horario de oficina) y me dijo que me tenía noticias regulares, me dijo que tenía un cáncer con más de 20 metástasis. Todo mi optimismo se derrumba en ese momento. Salí corriendo, llorando; pero luego me di cuenta que eso no servía para nada y me dije que había que hacer algo.

Comenzamos un proceso de trasformación, consultamos mucho la librería del National Institutes of Health. Conseguimos información muy valiosa. Cambiamos la dieta de mi papá radicalmente, esto en paralelo a un protocolo de quimioterapia como por no dejar. Comenzamos a trabajar todo el tema de salud mental: miedos, ansiedades, iras, estrés, apegos, dependencias, todo el tema de las emociones que nos afectan. Al final termínanos trabajando la dimensión espiritual porque somos mente cuerpo y alma. Con estas tres cosas, y contra todo pronóstico, mi padre vivió dos años maravillosamente bien, sin un día de dolor, sin hospitalización. El antígeno empezó a bajar. Hace dos años el decidió que no quería seguir luchando más y murió, pero fue su decisión.

GO: Entonces, ¿ este episodio te lleva a crear la fundación?

C.A.: Soy periodista, llevo desde los 20 años trabajando en medios de comunicación. Estoy manejando un grupo de empresas, una de ellas es la agencia Ennova, manejamos tres empresas más. Yo pensé ¿Para que lo hace a uno periodista la vida? ¿Para qué lo pone a uno a trabajar en medios?

Toda mi experiencia profesional me dió la luz ¿Cómo uno no hace algo para devolverle al mundo lo que ha recibido? Como no creo una gran plataforma de difusión masiva de este conocimiento en salud física, mental, emocional y conexión espiritual, para darle herramientas a la gente que le ayuden a vivir mejor.

GO: ¿Cómo vas a lograr eso?

C.A.: Estamos creando contenido en video. La gente no lee casi, pero sí ve muchos videos, sobre todo estos temas que son duros de leer, pero estamos usando lenguaje sencillo, con muchísimos temas de conexión emocional; que a la gente no le entre por la razón sino por el corazón. La fundación se encarga de recoger fondos para poder producir los videos y regalarlos.

Tenemos el apoyo de médicos, psicólogos, coaches, líderes espirituales, testimonios de vida maravillosos, creando videos cortos para llegarle a la gente con herramientas que le ayuden a vivir mejor.

Antes de lanzar la fundación hicimos todo un trabajo de campo en el barrio El Codito, acá en Bogotá. La idea era probar el concepto, probar como con conocimiento puedes transformar vidas, cuando le llegas a la gente por el lado emocional, se puede conectar con ese conocimiento.

GO: ¿Dónde van a trasmitir ese contenido?

C.A.: Estamos firmando, por ejemplo, un convenio con Asotic, que reúne a todos los cable-operadores del país (menos tres grandes). Tienen un alcance de millones de hogares en Colombia para regalarles a ellos contenidos y que los trasmitan en sus canales propios. También estamos armando una red con todos los canales comunitarios del país. Esto nos da un alcance nacional. También vamos a contar con pantallas gigantes en las calles y con pantallas de cine.

Estamos trabajando formatos de 15 segundos para las salas de cine y para la calle. 30 segundos para códigos cívicos y canales nacionales, 2 minutos para canales internacionales. De 5 minutos para internet. Estamos trabajando en un canal de youtube, una web tv en nuestro propio site. Formatos de 10 minutos que se puedan empaquetar hasta 60 minutos y que los puedas poner en los canales de televisión como si fuese un programa.

GO: ¿Cómo podemos donar?

C.A.: A través de nuestra página web. Diligencian el formulario de contáctenos.  Nos pueden escribir a info@conexionbienestar.com o por las redes sociales.

Estamos desarrollando varias estrategias para las donaciones. La primera opción es el club de bienestar; compras estrellas que luego puedes redimir por descuentos en una red de aliados en temas de bienestar. Cada estrella equivale a $30.000 pesos mensuales. Las personas ya puede ir comprando estrellas en nuestra página web. También pueden hacer una donación única. Próximamente haremos almuerzos, subastas, etc.

GO: Para ser voluntario ¿Tengo que ser médico o algún especialista?

C.A.: No, una de las cosas que queremos implementar es el voluntariado corporativo. Todos tenemos algo que enseñar, entonces para estos trabajos que vamos hacer con comunidades necesitamos gente que nos ayude. Las empresas nos pueden brindar apoyo en eso. También las personas que nos quieran ayudar desde su individualidad, también son bienvenidas.

GO: Cómo los encuentra quien los necesite?

C.A.: ¿La gente ve televisión, ahí nos va a encontrar. Vamos a estar en los barrios, en los talleres con las otras fundaciones y ahí la gente nos va encontrar. Vamos hacer muchísimo mercadeo utilizando las herramientas digitales para que la gente nos vea en internet: google, Facebook, portales de medios como RCN. Y por eso mismo de que esta es una ciudad tan congestionada, la gente necesita bálsamos, necesita momentos de paz, de relajación y de bienestar.

GO: ¿Tienen pensadas otras actividades aparte de los videos?

C.A.: Para agosto vamos a lanzar una línea de talleres online y off line. Los haremos a través de nuestra página web, pero también estaremos en las comunidades de la mano con otras fundaciones para llevarles todos estos conocimientos. Si la fundación les da desayunos, nosotros les enseñamos a alimentarse mejor, si les das techo, les enseñamos a que deben valorar su techo, que deben quererse, valorarse. El amor propio. En diciembre vamos a lanzar una línea amiga que es un punto de contacto de la gente con profesionales de bienestar.

GO: ¿Cómo los pueden contactar en este momento?

C.A: Ahora nos pueden contactar a través de nuestra página web  conexionbienestar.com. En nuestra redes sociales. En Facebook estamos como Fundación Conexión Bienestar y en twitter e Instagram  como @ConexBienestar

GO: Personalmente ¿Cómo ha sido toda esta experiencia, todo lo que has aprendido? ¿Cómo lo resumes?

C.A: Es un aprendizaje de vida, es un aprendizaje de prioridades. Darte cuenta que primero hay que mirar adentro. La felicidad nunca está afuera.  Hay gente que no tiene  nada y es inmensamente feliz y hay que gente que lo tiene todo y vive triste. Hay un estudio que dice que el éxito sí tiene que ver con la felicidad, pero nunca que el éxito va primero. Es exactamente al contrario. La felicidad viene acompañada del éxito, pero este es una consecuencia de la felicidad.

GO: Tres tips para mejorar la salud que quieras compartir con nuestros lectores.

C.A.: En salud física, uno nunca debe cambiar la alimentación de un día para otro. La recomendación es, primero suma y luego resta. Empieza agregar poco a poco más frutas y más verduras, en la medida que le agregues más cosas saludables a tu cuerpo, el solo va a empezar a rechazar los alimentos dañinos.

El segundo tema, tiene que ver con el cáncer. Este es un consejo que siempre doy por todo lo que viví con mi padre. Un común denominador  de los sobrevivientes de esta enfermedad es que tienen tres reglas: fe total en el médico, apoyo familiar y alimentación sana.  Hay dos libros que yo recomiendo mucho para este tema: Anti cáncer y  Los alimentos contra el Cáncer, los consigues en cualquier librería.

En cuanto al tema de salud mental y emocional, entender que el enemigo no está afuera. Nunca, nada de lo que te haya pasado, tiene causa afuera. Depende de cómo uno reacciona ante eso.