·         Experiencia gastronómica y sensorial  diseñada por Nicolás López, el chef ejecutivo del restaurante V.O.

·         Consiste en un menú especializado hasta para once personas.

·         El comensal disfruta de once platos (entradas, platos fuertes y postres).

·         La mesa es interactiva; está rodeada de pantallas de 270’ que recrean una ambientación diferente por cada plato servido.

·         Un plago: pato al estilo maya con salsa de mole. Un postre: algodones de azúcar en forma de globos de helio.