Una familia devota entierra en el camposanto a un suicida, lo que hace que el párroco deje de administrar sacramentos mientras no se cambie el cadáver de sitio. La ciudad sufre la molestia del sacerdote, y la familia del suicida acepta mudar el cadáver si todos los demás cuerpos de suicidas enterrados, también son trasladados.

Reparto: Germán Jaramillo y Guillermo García